Descripción de la política institucional y de los planes de acción

DESCRIPCIÓN DE LA POLÍTICA INSTITUCIONAL

Políticas institucionales

Políticas

Conceptos

Equidad e inclusión

El concepto de equidad, en el campo de la educación, hace referencia “al tratamiento igual, en cuanto al acceso, permanencia y éxito en el sistema educativo para todos y todas, sin distinción de género, etnia, religión o condición social, económica o política. En otras palabras, la equidad, en materia educativa, es hacer efectivo para todos y todas, el derecho humano fundamental de la educación”, proclamado en la Declaración Universal de Derechos Humanos de 1948 (Artículo 26).

La educación inclusiva, según la Unesco, “es un proceso que permite abordar y responder a la diversidad de las necesidades de todos los educandos a través de una mayor participación en el aprendizaje, las actividades culturales y comunitarias y reducir la exclusión dentro y fuera del sistema educativo. (…) Representa un enfoque que examina cómo transformar los sistemas educativos y otros entornos de aprendizaje, con el fin de responder a la diversidad de los estudiantes” (2008, p. 8).

En el ámbito de la educación superior, la inclusión puede ser entendida como “una línea de acción que busca garantizar la igualdad de acceso a la ciencia, educación y cultura de algunos grupos sociales que han sido minorizados por distintas razones pero también como un marco axiológico de reconocimiento, aceptación y respeto por las diferencias de las políticas y prácticas de las instituciones de educación superior” (Viveros Vigoya, sf, p. 2).

Estos mismos conceptos se aplican al personal docente y administrativo de la institución.

Eficiencia educativa

La intención de esta política es medir la capacidad de funcionamiento institucional en los aspectos internos. Es analizada utilizando los indicadores de acceso, retención, repitencia, deserción, promoción, egreso, rendimiento, costo por alumno de las diferentes ofertas educativas así como el financiamiento.

Innovación y pertinencia educativa

Innovación es un término polisémico. Desde esta propuesta se podría entender por innovación la oferta de carreras y programas cuyos diseños curriculares responden al contexto social involucrando aspectos administrativos y organizacionales al servicio de la formación de los profesionales de la educación.

En la educación superior, el concepto de “pertinencia” se entiende como “la cualidad de establecer múltiples relaciones entre la escuela y el entorno en sus funciones de docencia, investigación y proyección como parte de la transmisión, aplicación y generación de conocimiento científico, artístico y humanístico” (García Vargas, citado por Malacara Castillo y Medina Lozano, 2016, p. 79).

Calidad educativa

La calidad educativa en la educación superior es definida en el art. 11 de la “Declaración Mundial sobre Educación Superior para el siglo XXI: Visión y Acción” por la Unesco como “un concepto pluridimensional, que debería comprender todas sus funciones y actividades: programas académicos y de enseñanza, investigación, becas, personal, estudiantes, edificios, instalaciones, equipos, servicios a la comunidad y al mundo universitario”. Además de esto, el referido organismo afirma que la calidad en la Educación Superior debería caracterizarse por una dimensión internacional que contemple el intercambio de conocimientos, la creación de sistemas interactivos, la movilidad tanto de docentes como alumnos y los proyectos internacionales de investigación, teniendo en cuenta los valores culturales y las situaciones particulares de los países (Aneaes, 2018, pp. 7-8).

Por su parte, la Aneaes señala que la calidad “es el resultado comprobado de cumplimiento de metas e impactos preestablecidos que, sin embargo, varían continuamente según los tiempos, modelos y países. Y esto, para ser comprobado requiere de indicadores que siempre pueden ser discutibles, como los que utilizan las agencias que elaboran los rankings de las IES en el mundo. Por esta razón, se habla de Aseguramiento de la Calidad, como un conjunto de medidas que la IES establece y aplica efectivamente como un camino cierto que de alguna manera pueda garantizar la calidad” (2018, p. 8).

Gestión participativa y democrática

El propósito de una gestión participativa y democrática consiste en contar con espacios de participación que incluya a directivos, docentes, estudiantes, personal administrativo y de servicios, en los que se faciliten la interacción en la toma de decisiones para la solución de los problemas concernientes a la institución, en un proceso de corresponsabilidad para el desarrollo del INAES.

Gestión de riesgo

Es la capacidad de combinar las fortalezas, los atributos y los recursos disponibles en el INAES para gestionar y reducir los riesgos de desastres y reforzar la resiliencia (Naciones Unidas, 2016).

Los tipos de riesgos a los que se podrían enfrentar en el INAES son financieros, administrativos, laborales, estratégicos, entre otros.

La gestión de riesgos se sustenta básicamente en la identificación, análisis, evaluación y tratamiento de los riesgos (plan de riesgos), los cuales se apoyan tanto en el análisis del contexto (externo e interno) y en la definición de parámetros para el manejo de los riesgos, como en el desarrollo de acciones de comunicación, consulta, monitoreo y revisión (Almuiñas Rivero y Galarza López, 2016).

La gestión de riesgos de desastre, “es la aplicación de políticas y estrategias de reducción del riesgo de desastre con el propósito de prevenir nuevos riesgos de desastres, reducir los existentes y gestionar el riesgo residual, contribuyendo con ello al fortalecimiento de la resiliencia y la reducción de las pérdidas por desastres”.

Igualmente, “la reducción de riesgo está orientada a la prevención de nuevos riesgos de desastres y la reducción de los existentes y a la gestión del riesgo residual, todo lo cual contribuye a fortalecer la resiliencia y por consiguiente al logro del desarrollo sostenible” (Grupo de trabajo intergubernamental de expertos, 2016).